martes , 20 agosto 2019
Curva 1

«Buscamos que el adjudicatario pague las deudas que se generan en el inmueble y no que las tenga que pagar el IPV»

Expresó en comunicación telefónica con FM Regional 106.9 el diputado Jorge Sosa sobre el proyecto de Ley que establece que a partir de la entrega de la vivienda social por parte del Instituto Provincial de la Vivienda, a los particulares que resulten adjudicatarios de las mismas, el pago de los impuestos, tasas y servicios municipales, así como el costo por el suministro de electricidad, agua – cloacas y gas, se considerarán obligaciones exclusivamente a cargo del adjudicatario, usuario, habitante o poseedor de la unidad habitacional.

La Cámara de Diputados dio sanción final a este proyecto que sea el adjudicatario el que se haga responsable de las obligaciones de impuestos, tazas y servicios. De igual modo, la Ley dispone que las sanciones que se impongan con motivo de infracciones cometidas por el adjudicatario, como por ejemplo, dejar desechos en la vía pública, regar en horarios no permitidos, realizar obras clandestinas, arrojar escombros, entre otras, así como cualquier otra relacionada con el uso indebido de la vivienda, serán de exclusiva responsabilidad de aquél, quedando absolutamente prohibido a las reparticiones públicas o empresas prestadoras de servicios dirigir sus reclamos por estos hechos contra el IPV.

Según el articulado “en ningún caso el Instituto Provincial de la Vivienda será responsable, y por lo tanto considerado legitimado sustancial pasivo, por las acciones u omisiones atribuidas al adjudicatario, usuario, habitante y/o poseedor de la vivienda, que resulten violatorias de normas jurídicas vigentes”.

Al respecto el diputado Jorge Sosa detalló en nuestro medio: «Ésto surge porque por distintas razones, algunas técnicas y algunas otras legales, hay muchas adjudicaciones que no se han podido escriturar, entonces como todas las operatorias desde un tiempo largo para acá del IPV  obligan a que se le transfiere al IPV la propiedad del inmueble, el IPV es el propietario del inmueble hasta tanto se puede escriturar a los distintos adjudicatarios. Entonces entre todos los adjudicatarios que no se han escriturado  hay algunos que tienen deudas producidos por estos adjudicatarios  ya sea en tasas municipales o Aysam o de otras reparticiones y al ser el propietario el YPV, la demanda se cobra al IPV».

«Entonces este proyecto lo que trata de hacer con esta ley  es que las reparticiones que nombramos  dirijan su demanda de cobro hacia el propietario de la vivienda. Lo que se busca es que esta gestión de cobro se haga antes de producida la deuda, porque muchas veces comienza la deuda porque no se hace la gestión de cobro correspondiente en su momento. Así que nosotros estamos pretendiendo que se fije como norma que todos estos servicios sean cobrados a los adjudicatarios oportunamente y que no se genere ningún tipo de deuda y si se llega a una deuda que se llegue a un acuerdo sin que tenga que intervenir el IPV», detalló también sobre el tema el Diputado.

Por redacción.

Curva 1     Curva 1

       

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *